Las temporadas son descritas por el rey Salomón en el libro de Eclesiastes;  Me volví y vi debajo del sol, que ni es de los ligeros la carrera, ni la guerra de los fuertes, ni aun de los sabios el pan, ni de los prudentes las riquezas, ni de los elocuentes el favor; sino que tiempo y ocasión acontecen a todos. Eclesiastes 9:11

En todas las cosas que los hombres anhelan prosperar, Salomón dice que a todos nos llegan los tiempos y las ocasiones (oportunidades que se ofrecerán para ejecutar o conseguir algo grande). Pero así mismo nos dice que es necesario aprovechar las oportunidades que nos traerán estas ocasiones. Debemos comprender que el texto no dice que los tiempos y las ocasiones son eventos buenos y positivos, sino que la adversidad también tendrá su tiempo y ocasión.

  1. Notemos que el texto descarta que la habilidad y la potencialidad del hombre es lo que producirá la ocasión, sino que por el contrario el tiempo de tu temporada son por causa de tu asignación en la vida.
  2. Entonces dije yo: Mejor es la sabiduría que la fuerza…
  3. Todo lo que te viniere a la mano para hacer, hazlo según tus fuerzas…
  4. El que guarda el mandamiento no experimentará mal; y el corazón del sabio discierne el tiempo y el juicio.
  5. Mejor es la buena fama que toda cosa fina
  6. Nunca digas: ¿Cuál es la causa de que los tiempos pasados fueron mejores? Porque nunca de esto preguntarás con sabiduría.
  7. Aunque el pecador haga mal cien veces y prolongue sus días, con todo yo también sé que les irá bien a los que a Dios temen, los que temen ante su presencia.
  8. En el día del bien goza del bien; y en el día de la adversidad considera que Dios hizo tanto lo uno como lo otro…
  9. Tampoco apliques tu corazón a todas las cosas que se hablan, para que no oigas a tu siervo cuando dice mal de ti; porque tu corazón sabe que tú también dijiste mal de otros en muchas ocasiones.
  10. Cuando les haces promesas a Dios, no tardes en cumplirla; porque él no se complace en los insensatos. Cumple lo que prometes. ¿Por qué harás que Dios se enoje a causa de tu voz, y que destruya la obra de tus manos?

Estos son principios que nos otorgaran comprensión en los procesos de los tiempos y ocasiones que Dios tiene determinados para nosotros.